Función consultiva

Objetivos

La Ley 3/1993 establece que las Cámaras son "órganos de asesoramiento de las Administraciones Públicas" y que entre sus funciones está la de "proponer al Gobierno (...) cuantas reformas o medidas crean necesarias o convenientes para el fomento del comercio, industria y la navegación".

Las Cámaras de Comercio disponen de un amplio y profundo conocimiento en aspectos clave para la mejora de la competitividad, a través de la ejecución de programas, la prestación de servicios y su cercanía a las empresas.

El objetivo fundamental es que las Cámaras realicen una labor consultiva pasiva (a petición de las Administraciones Públicas) y activa, dirigidas a lograr:

    - Ser la "voz de las empresas" ante la opinión pública.

    -"Defensa de los intereses generales de las empresas" ante las Administraciones Públicas.

La responsabilidad del impulso de la función consultiva del Consejo Superior de Cámaras recae sobre la Dirección de Análisis y Estrategia (DAE). Esta Dirección está integrada por el Servicio de Estudios y la Unidad de Coordinación de Comisiones.

Líneas de trabajo

Las principales líneas de trabajo durante los últimos ejercicios han sido:

  • Plan Cameral de seguimiento de la situación económica y de medidas para mejorar la competitividad.
  • Plan Cameral de identificación de trámites burocráticos soportados por las empresas. El Plan incluye la definición de propuestas concretas para la simplificación o mejora de las cargas burocráticas soportadas por el empresariado español.
  • Competitividad empresarial: las crecientes exigencias de competitividad de las empresas derivan en la necesidad de incidir en una serie de campos específicos, ejerciendo una eficaz función consultiva activa mediante el traslado a las Administraciones Públicas y al conjunto de la sociedad de las propuestas de las Cámaras.

 

Principales iniciativas

Las principales iniciativas en este sentido se han concretado en un documento de propuestas de política económica.

  • Grupo de función consultiva de Cámaras, equipo encargado de la revisión de las acciones abordadas y el planteamiento de propuestas sobre ámbitos de participación cameral.
  • Colaboración con las Administraciones Públicas. Las tareas propias de la función consultiva exigen el mantenimiento de relaciones estrechas con el conjunto de Administraciones Públicas, tanto para obtener información de calidad con rapidez, como para el eficaz traslado de las propuestas y sugerencias de la red cameral.